La Investigación de Disability Rights California concluye que las condiciones de detención de inmigrantes conllevan riesgos extremos de daño para las personas con discapacidad.

Press Release

(Los Angeles, CA – 5 de marzo, 2019) Una investigación de Disability Rights California (DRC) concluye que las condiciones en el Centro de Procesamiento de Adelanto, uno de los centros de inmigración más grandes de Estados Unido y operado por privado, conlleva serios riesgos para personas con discapacidades mentales y otras discapacidades.

Los hallazgos son parte de un informe publico hoy, “Aquí No Hay Seguridad: Los Peligros Para los Inmigrantes con Discapacidades Mentales y otras Discapacidades Detenidos en el Centro de Procesamiento de ICE en Adelanto, administrado por el Grupo GEO.” El informe sigue una investigación de todo un año. Le el informe (versiones ingles y español)

"Cuando las condiciones en un centro de detención están por debajo de los estándares legales y constitucionales aplicables, las personas con discapacidades son las que tienen más probabilidades de sufrir", dijo Aaron Fischer, litigation counsel de DRC. "Los centros de detención de inmigrantes que funcionan como una cárcel no son una excepción".

Entre las casi 2,000 personas detenidas en el centro de detención de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) de Adelanto en cualquier día, aproximadamente 300 personas tienen necesidades de tratamiento de salud mental. Muchos de ellos están pidiendo asilo en los Estados Unidos. “Hayamos un caso tras otro de solicitantes de asilo que sufrieron violencia terrible y persecución antes de llegar a este país, y cuya salud mental se deterioró cuando fueron detenidos en Adelanto,” dijo Pilar Pilar González, supervising attorney de DRC. "Las condiciones son increíblemente duras, y las personas no reciben el tratamiento que necesitan. Los detenidos llegan a un punto de crisis—se autolesionan e incluso intentan acabar con sus vidas".

El informe haya que Adelanto no proporciona un tratamiento adecuado a las personas con necesidades graves de salud mental. Las personas que experimentan una crisis psiquiátrica a menudo son rociados con gas pimienta o puestas en aislamiento extremo en células de vigilancia de suicidio sombrío. Un hombre contó: “Si digo que me voy a lastimar, ¿por qué me roció con pimienta? ¿Por qué no tratas de ayudarme?” Otro hombre recordó el trauma de haber sido retenido durante varios días en una celda de vigilancia contra suicidios. "Tengo miedo de que me envíen de vuelta a la celda de vigilancia, no le digo al médico cómo me siento, digo que todo está bien porque no quiero volver," dijo. "Pero no puedo dormir, tengo pesadillas y temblores. No quiero hacer nada más que acostarme en la cama.”

Durante su investigación, DRC descubrió que el Grupo GEO, el contratista privado de correcciones que posee y opera el centro de detención de Adelanto, reporta inexactamente los datos sobre el número de intentos de suicidio que ocurren en el centro. "Encontramos evidencia de que el Grupo GEO ha definido 'intento de suicidio' de una manera que es inconsistente con la definición del gobierno federal. Eso significa que el Grupo GEO no está informando con precisión cuántas personas están realmente tratando de quitarse la vida,” explicó Fischer. “Esto quebranta la supervisión pública y la rendición de cuentas. No se puede redefinir algo que representa una situación grave para tantas personas que corren un grave riesgo de sufrir daños.”

El informe describe varios casos en los que ICE y GEO Group fracasaron en proporcionar tratamiento médico agudo y crónico de forma oportuna. Una mujer que ingresó en la custodia de ICE y que necesitaba cirugía de cataratas no recibió cirugía, ni ningún otro tratamiento, durante un año entero de detención en Adelanto. Para cuando fue liberada, su visión se había deteriorado enormemente. A otros detenidos se les han negado las adaptaciones razonables para sus discapacidades, desde un andador ortopédico para un hombre ciego hasta la interpretación en lenguaje de señas para un hombre sordo.

“Toda persona en Adelanto es un detenido civil", dijo Richard Díaz, abogado de DRC. “No están acusados, ni cumpliendo, penas por ninguna infracción penal. La Constitución de los Estados Unidos tiene claro que no deben estar sujetos a condiciones punitivas, y definitivamente deberían tener acceso a la atención médica y de salud mental que necesitan."

 

Disability Rights California es una organización sin fines de lucro fundada en 1978. Protegemos los derechos de personas con discapacidades. Visita disabilityrightsca.org.